Proyecto con huella íbera en Japón


Hace unos días tuvimos el placer de recibir un correo desde un proyecto permacultural en Japón que se encuentra hoy en su fase inicial y comenzará el inicio de venta de productos en primavera de este año 2019. Éste es llevado por una pareja: él, Emilio, nacido en España; ella, Takida, japonesa. Estamos muy agradecidos de crear vínculos más allá de nuestro ámbito usual. Desde la Repesei queremos promover la permacultura a todos los niveles y con mucho amor compartimos lo que estás personas andan haciendo por aquellas tierras. He aquí su historia:

KUROIWA PERMACULTURE FARM

Emilio García Barranco (España) y Takida Noriko (Japón)
Nombre de la granja: 黒岩 Permaculture Farm
Ubicación: Niigata, Joetsu, Kakizaki.

Nos gusta la vida en el campo, pero desde que nos casamos, vivimos en grandes ciudades de España y Japón. Ambos trabajamos en empleos no deseados y sentimos que necesitábamos un
cambio en nuestra forma de vida. Yo (Emilio) había estado estudiando Permacultura durante 15 años, estudiando de forma autodidacta y haciendo prácticas pequeñas con amigos y familiares.
Después de 3 años de vivir en Nagoya, una de las ciudades más grandes y contaminadas de Japón, envié mi currículum vitae a la Cooperación Rural Regional de la Ciudad de Joetsu para Áreas Despobladas, y recibí el trabajo. Mi trabajo consiste en ayudar a los ancianos de la zona rural de montaña con tareas agrícolas.

Las personas que viven en las montañas son acogedoras y amigables. Mi esposa y yo vinimos a Kuroiwa para realizar el sueño de comenzar a criar ganado. Queríamos ser autosuficientes y producir prácticas agrícolas de buena calidad que produzcan alimentos sanos con Permacultura y Agricultura Regenerativa, y que mis dos hijos tengan una buena calidad de vida. Es fácil vivir en una ciudad donde no hay nieve, las compras y el transporte son fáciles de realizar, pero mi familia vive en Kuroiwa (Kakizaki Ward) donde la vida es severa pero amigable con el medio ambiente natural. Y queremos mantener el ganado y producir carne, huevos y verduras. Buscábamos un cambio en nuestra forma de vivir y detener la degradación de las montañas.

Esperamos crear empleos gracias al éxito de nuestra cría de animales y atraer a los jóvenes que quieran vivir en el campo. Vivimos en un pueblo de 15 casas (Kuroiwa), donde la persona más joven tiene 60 años, y si nadie hace nada, el pueblo terminará.

Después de 2 años combinando el trabajo con la granja familiar, hemos cosechado éxitos y fracasos. El primer año plantamos un campo de arroz de la variedad local Koshihikari, solo con estiércol de vaca, plantado y cosechado a mano, secándolo de la manera tradicional. Fue un éxito rotundo. Pero las verduras estaban muy mal en un campo que alguien nos prestó. No tuve tempo
de rellenar de mulch todo el terreno, y la cantidad de compost no fue suficiente.

El segundo año probamos con la variedad Fukuoka Masanobu San, Happy Hil, y fe un tremendo fracaso. El clima es más fío que el de la prefectura de Ehime (origen de Happy Hill), y la planta no tuvo crecimiento y perdió el pulso a las malezas. Pero las verduras cerca de la casa y con compost de varios animales de nuestra granja fueron un gran éxito. Durante los dos años comenzamos un pequeño rebaño de cabras y un gallinero de sedosas. Aprendimos mucho y aplicamos todos los conocimientos adquiridos de los libros. Incluso creamos algunas ideas propias. Hemos aprendido bricolaje (DIY: Hazlo tú mismo). Seguimos aprendiendo todos los días.

Recursos locales para nuestra granja:

Trabajando con la comunidad he aprendido mucho. Los arroceros locales tran o queman la cáscara de arroz, ahora la estamos usando para el mulching y como ingrediente del compost. Experimentamos con compost de cabra, vaca y cerdo con gallinas ponedoras. Y mantenemos los establos con cama caliente. Después de que termine mi trabajo, podemos acceder al alquiler de terrenos, o comprar algunos terrenos y posiblemente la casa en la que estamos viviendo ahora. Los ancianos están abandonando la agricultura y posiblemente nos puedan dar maquinaria y tierras. Algunos restaurantes y tiendas nos dan desechos orgánicos, planeamos legar a más acuerdos con comerciantes locales.

El problema del dinero/la solución para el dinero:

  • Queremos estar fuera de deudas, por eso las subvenciones o los préstamos no son nuestra opción aquí en Japón. Estamos ahorrando muy poco, porque aún no hemos resuelto el problema del combustible en invierno.
  • Queremos comprar una chimenea y una estufa de leña. Pero la casa que alquilamos debe ser nuestra para hacer obras. Con el poco dinero hemos comenzado a planear el crecimiento del gallinero de gallinas sedosas. Hemos medido la puesta de huevos de nuestras gallinas durante dos años. Ahora vamos a criar muchos polluelos y planeamos comenzar a vender huevos a partir de la primavera de 2019. Estamos hablando con criadores y compradores de polos de Niigata. Planeamos criar hasta 300 polos de carne Niigata, con corrales móviles.
    Cuando hagamos el primer paso, pensaremos en los siguientes: pueden ser cerdos, más cabras, vacas Wagyu…
  • Comenzamos con el marketing y creamos un canal de YouTube llamado Kuroiwa Permaculture Farm. Por favor, suscríbete!!!!. Pensamos en hacer crowdfunding o algo así, y creamos una cuenta de Paypal para donaciones, y un Patreon. Hasta ahora no ha funcionado.

Cuál es nuestro propósito:

  • Queremos ir poco a poco. Con lo que ganemos queremos invertir en capital humano, contactar personas y hacer crecer la granja.
  • Queremos que nuevas personas vengan a vivir a nuestra aldea.
  • Queremos producir huevos, leche de cabra, queso, carne de Wagyu, carne de cerdo, verduras, frutas, bayas. Tenemos muchos planes.

El futuro de Kuroiwa Permaculture Farm:

  • Un grupo interconectado de 5 casas, trabajando juntos en la misma finca: Una persona de ventas y marketing, operador de maquinaria, desarrollo de negocios, operador de invernaderos,
    mantenimiento de maquinaria, carpintero, veterinario…
  • Una Granja de Permacultura que sirva como un ejemplo a seguir.
  • Crear buen y nuevo suelo en la montaña, con abundante materia orgánica.
  • Crear refugios de vida silvestre en los bordes y atraer la vida silvestre con nuestras mejores prácticas.
  • Cultivar buena comida y ofrecer buenos productos a un área de 50 km.

Eso es todo por ahora.
¡¡¡GRACIAS PAREJA Y ÁNIMO!!!

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.